omar fayad3

Omar Fayad Meneses, designado candidato del PRI a la gubernatura de Hidalgo. FOTO: Oficial

Tan confiado está de su maquinaria y de la nulidad de la oposición local, que el PRI-Hidalgo podía ir con cualquiera de los seis militantes que aspiraban a ser su candidato a gobernador. Pueden darse el lujo de salir con un maniquí con camisa roja como postulante y aún así es casi seguro que ganarían. Finalmente se decidieron por el hoy senador Omar Fayad Meneses.

Con tantos bandazos, rumores y guerra sucia interna, es difícil saber qué intereses y negociaciones hubo detrás de la decisión. Como por arte de magia quedaron atrás los golpes bajos y los puntapiés debajo de la mesa que caracterizaron los días previos, los otros suspirantes se hicieron a un lado y salieron a felicitarlo, como les gusta decir, “en unidad”. Aunque desde hace unas semanas estaba cantada la designación del PRI, aún había espacio para la sorpresa, pero no la hubo. En cualquier caso, todos son impresentables.

Más fanático de la farándula que de la política pública eficiente, fiel del chascarrillo hueco y el aplauso fácil antes que de la respuesta directa y las acciones tangibles. Conservador de doble moral, amante de los reflectores y siempre sediento de atención, quien conozca a Fayad sabe que no es buena noticia su designación, aunque con los demás aspirantes hubiera sido igual, tal vez peor. En esta ‘democracia’, como dice el dicho, “gane quien gane, nosotros perdemos”.

Fue uno de los operadores del arbitrario cierre de la Normal Rural del Mexe, creador de la Policía Federal Preventiva que se convirtió en un órgano represivo del Estado. Encabezó una gris administración del ayuntamiento de Pachuca que sólo brilló por la constante presencia de su esposa, la actriz Victoria Ruffo.

Frescos aún están los más recientes escándalos del aspirante a gobernador: cuando en el contexto de las reformas estructurales de Peña, Fayad declaró con desdén a la ciudadanía que consultar a la gente “llevaría a la anarquía” y más recientemente su infame propuesta legislativa de censurar a la internet entera y de castigar con prisión a quien enviara un solo tuit.

omarfayadredesanarquialeyfayad

Ninguno de estos fiascos son de importancia ahora para el tricolor. Qué importa el antecedente de la ‪#‎LeyFayad cuando se tiene a “La Madrastra” y a un montón de despensas para comprar voluntades.

Para mal de Hidalgo, donde nunca ha habido alternancia y más de la mitad de la población vive en la pobreza, seguro habrá otros seis años tirados a la basura.

Hidalgo, vaya estado canalla donde un solo instituto puede gobernar por 86 años en medio de la desigualdad y la miseria y aún así puede seguir en el poder. Vaya estado canalla donde puedes darte el lujo de rechazar la opinión del pueblo y aún así poder ser candidato. Vaya estado canalla donde puedes proponer cárcel para todos los internautas de un país y aún así ser gobernador.

Gustavo Godinez

Gustavo Godinez

Periodista y comunicólogo mexicano.
Gustavo Godinez

Latest posts by Gustavo Godinez (see all)

HIdalgo, vaya estado canallahttp://www.desdeabajo.org.mx/wordpress/wp-content/uploads/2016/02/omar-fayad1.jpghttp://www.desdeabajo.org.mx/wordpress/wp-content/uploads/2016/02/omar-fayad1-300x300.jpgGustavo Godinez[ESCUPELETRAS]Gustavo Godínez
Tan confiado está de su maquinaria y de la nulidad de la oposición local, que el PRI-Hidalgo podía ir con cualquiera de los seis militantes que aspiraban a ser su candidato a gobernador. Pueden darse el lujo de salir con un maniquí con camisa roja como postulante y aún...